¿Qué es una bicicleta fixie?

¿Qué es una bicicleta fixie?

Han estado y siguen estando muy de moda, la gente se ha vuelto loca con ellas. Todo el mundo hablaba de las bicis fixie pero… ¿qué demonios es una fixie? ¡No desesperéis! En Meollo os vamos a explicar todo lo que debéis saber para convertiros en unos expertos sobre el tema.

Soporte de pared para bicicleta de diseño Meollo

En primer lugar, la palabra “fixie”, con la que se suele denominar a estas bicicletas, es una abreviatura del término inglés que designa a las bicicletas de piñón fijo o engranaje fijo.

¿Qué es un engranaje fijo?

Cuando observamos la rueda trasera de una bicicleta, podemos ver en ella una pequeña pieza metálica con un montón de dientes alrededor del cual está fija la cadena de la bicicleta. Esa pieza es el engranaje que en una bicicleta fixie es de tipo fijo porque está fijada directamente a la rueda trasera y no tiene, como es habitual en otras bicicletas, un sistema de rodamientos y bolas que permitan a la rueda girar de forma independiente al engranaje.

Soporte de diseño para bicicleta marca Meollo

Es decir, en una bicicleta de piñón fijo, todos y cada uno de los movimientos de los pedales se transmiten instantáneamente a las ruedas. Con ese tipo de bici no podemos bajar una cuesta con los pedales quietos escuchando ese zumbido tan característico, porque la rueda de atrás está directamente conectada a los pedales. El zumbido indica la presencia de los rodamientos.

En las filies esto no es posible, de tal forma que si nos quedáramos con los pedales quietos bajando una cuesta simplemente la bicicleta se detendría o nos pegaríamos una buena leche si tenemos demasiada velocidad. Es decir, en las bicicletas fixie si pedaleas hacia adelante, la bicicleta avanza, si lo haces hacia atrás la bicicleta va hacia atrás y si te detienes, las ruedas obedecen instantáneamente la posición de los pedales.

Una vez sabido esto parece que este tipo de bicicletas no tienen mucha gracia y, recordando lo de la posible caída por la cuesta ni siquiera parecen muy seguras. ¿Qué gracia tienen las bicis fixies?

Soporte de pared de diseño para bicicleta marca Meollo

Lo interesante de una bicicleta fixie, y aquello que explica su popularidad, es su simplicidad, ligereza y maniobrabilidad. El reducido número de piezas que la componen, sobre todo en el caso de los engranajes, que si lo comparamos con una bicicleta de varias marchas es realmente grande, hace que las bicicletas filies sean muy ligeras.

Por otro lado, la posibilidad de controlar directamente las ruedas con los pedales le confiere al ciclista unos cuantos superpoderes que con una bicicleta normal serían imposibles, como la posibilidad de controlarla con una grandísima precisión ya que se produce una transmisión mecánica directa desde los músculos del ciclista a la bici.

Ventajas de una bicicleta fixie

Diseño y estética

En primer lugar, las bicis fixies nos enamoran a todos por su diseño y su estética, son sencillas y tienen un aspecto minimalista que contrasta con las bicicletas normales en las cuales los cables de los frenos, los platos y los piñones las cargan mucho, tanto a nivel visual como en lo que respecta al peso mismo de la bicicleta.

Mantenimiento de una fixie

La ausencia de engranajes, cambios, y platos hace que las bicicletas fixies tengan un mantenimiento bajísimo. Son especialmente recomendables para climas húmedos y fríos en los cuales este tipo de piezas sufren mucho desgaste y,  a veces, oxidación. Si vivís en una zona con estas condiciones climáticas seguro que habéis oído chirriar a vuestra bicicleta en invierno. Bueno, pues con una fixie eso no os pasará.

Soporte de pared de diseño para bicicleta marca Meollo

Resistencia y ligereza

Cuantas menos partes tenga una bici menos probabilidades hay de que esas partes se rompan o desgasten. Las bicicletas fixies son casi indestructibles, no importa lo mucho que las maltratemos la sencillez de su diseño las hace fuertes y robustas. Esta resistencia se une al bajo peso, hecho que permite un transporte más fácil sobre todo para aquellos que las llevéis en los medios de transporte.

Diversión y aprendizaje de trucos

Otra de las ventajas de una bicicleta fixie es que son extremadamente divertidas y nos permiten darle otro rollo a montar en bici porque con ellas se pueden hacer todo tipo de trucos porque su control es más sencillo.  Además con las bicicletas fixies el ciclista se siente mucho más conectado con la bici lo cual genera más confianza y seguridad para lanzarse al mundo de los trucos. Una de las cosas que puedes hacer con una fixie y con nada más es mantener el equilibrio con la bicicleta detenida. Si tus engranajes tienen rodamientos simplemente esto será imposible.

Precio

Al contrario que las bicicletas de marchas, al ser tan simples, las fixies son también mucho más baratas. Algunas marcas inflan los precios con el diseño y con su sello pero no tiene sentido. No os dejéis engañar. Una fixie no puede ser más cara que una de marchas – siendo ambas de la misma gama- en ningún universo.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

19 + diez =